30th Anniversary

jueves, agosto 17, 2017

Enfrenta problema internacional el episcopal Francisco Duque

En apuros se encuentra el mercado de Francisco Duque


-Abogados internacionalistas revisan e investigan sobre esta nueva forma de inquisición moderna con nuevos y actualizados oscuros sanedrines provenientes de la caverna de la fe cristiana-


Charlottesville, Virginia, Estados Unidos. Agosto 17, 2017. (Noticia en Movimiento). Ante una corte internacional que imparte justicia neutral e imparcial, un grupo de Iglesias Anglicanas independientes han denunciado penalmente al obispo episcopal de Colombia (ciudadano colombiano), Francisco Duque (y/a otros clérigos representantes de México y Venezuela), por discriminación religiosa, calumnia e injuria, con base en la querella pública que dio a conocer el Cabildo Interreligioso de Colombia al constatar que el representante de la Iglesia Episcopal Colombiana orquestó una campaña de desprestigio y persecución contra los grupos anglicanos que no están afiliados a la comunión oficial de Canterbury, que no obedecen los lineamientos de la Iglesia Episcopal de Estados Unidos y que no están entre los preferidos del episcopaliano colombiano porque su círculo de amigos y contertulios son según él de clase privilegiada.

"Consejo de Estado Colombiano niega nombre nuevo a los Episcopales"
"Los Episcopales no son Anglicanos sino Protestantes"


El 14 de Junio (2017), desde la ciudad de Bogotá, D. C., Republica de Colombia, las autoridades eclesiásticas del Cabildo Interreligioso de Colombia, dieron a conocer un comunicado en donde rechazaban la mala conducta del representante episcopal colombiano, obispos y presbíteros de la Comisión Anglicana del Cabildo Interreligioso de Colombia, protestaron fuertemente contra la persecución a través de publicaciones discriminatorias, anglofóbicas, anglicano fobias e inquisidoras que este varón protestante cristiano lanzó por las redes sociales contra los representantes y los grupos anglicanos colombianos que no enfilan las preferencias del representante criollo episcopal, que rinde obediencia a la Iglesia Episcopal de Estados Unidos, que no es cierto que tiene conexión directa con el teléfono amarillo de la Reina de Inglaterra y menos con el Arzobispo de Canterbury. Si esta adhesión fuera cierta con mas veras el ciudadano neogranadino tercermundista, respetaría a las otras denominaciones cristianas y de paso daría excelente ejemplo de concordia, amabilidad y tolerancia civilizada con diferentes y distintos.


Entre los denunciados aparece una lista de clérigos de procedencia episcopaliana implicados en la misma persecución, que han usado sus púlpitos y redes sociales, para llamar a las iglesias anglicanas por fuera de la jurisdicción oficialista de la iglesia inglesa como “Iglesias Patito”. Esta persecución inquisitorial viene desde la época en que un clérigo católico romano casado (Bernardo Merino Botero), se hubiera apoderado de las riendas del anglicanismo colombiano y en vez de sacar del armario sus problemas, fanatismo y fundamentalismo, lo que hizo fue crear una red de individuos que en vez de promover fraternidad y solidaridad, practicando eso que dejó el Maestro Jesús de Nazaret (“Amaos los unos a los otros), como enseñanza, sólo se limitó a perseguir a quienes no obedecen a imperios religiosos o regímenes espiritualistas.


El Francisco Duque afirmó en varias oportunidades a través de palabras, panfletos y escritos, que su iglesia era la única iglesia anglicana oficialista en Colombia, que él era el más chingón entre todos los varones y mujeres de fe anglicana porque supuestamente contaba con la aprobación directa con “teléfono verde” del Arzobispo de Canterbury, que todas las demás iglesias anglicanas eran falsas y que estaban por fuera de Jesucristo. Los clérigos que obedecen a este erróneo paradigma como loros mojados de los montes de Monserrate, repitieron por otros estrados estas frases que llevaron a la oscuridad a quienes no están enterados que en la misma Inglaterra hay 5.700 clérigos anglicanos que no obedecen las líneas de Canterbury (que en Estados Unidos la Iglesia Episcopal jefa de Duque), es una colcha de retazos confeccionada con remiendos de pinocho, Topo Giyo, y de la famosa escuelita de Doña Rita.



La misma Comisión Anglicana del Cabildo Interreligioso de Colombia, denunció públicamente e hizo un pronunciamiento internacional, afirmando que Francisco Duque incurrió en los siguientes delitos: 1. Discriminación Religiosa. 2. Calumnia e injuria. 3. Violación a libertades constitucionales de Religión plasmadas en la Constitución de Colombia y 4. Atropello a la conciencia individual y 5. Violación a la Libertad de culto. Inicialmente la Comisión Anglicana del Cabildo Interreligioso de Colombia, solicitó a Duque “retractarse públicamente de esas declaraciones anglo fóbicas difundidas por las redes sociales y los afectados reclamaron justicia y reparación de daños, pago a perjuicios y lesiones de fe individual.




De igual manera las autoridades del Cabildo Interreligioso de Colombia, se enteraron que el clérigo episcopal Francisco Duque, había solicitado al Estado Colombiano desde tiempo atrás, el reconocimiento legal de su iglesia como la única iglesia “oficial” del anglicanismo en el país; incluso, se supo que había recurrido al Consejo de Estado para este fin. Sin embargo, fuentes consultadas manifestaron que la Iglesia Episcopal (que no depende del Arzobispo de Canterbury como el episcopaliano Duque lo manifiesta sino de la Convención General de la Cámara de Obispos de la Iglesia Episcopal de Estados Unidos –Ecusa- y así aparece en el texto de la Resolución 743 del 13 de Junio de 1995, con la cual esta organización religiosa cuenta con personería jurídica en Colombia), fue apartada y condenada por la Comunión Anglicana, en Enero de 2016, por haber celebrado matrimonios entre personas del mismo sexo (Gay’s), y por desordenes e indisciplina a la iglesia madre como oficialmente se denomina Iglesia de Inglaterra. La Iglesia Episcopal de Estados Unidos y sus Provincias afines incluyendo la de Colombia, México y Venezuela, perdieron el apoyo jurídico, eclesiástico y humano como castigo durante 2 años y no podrán visitar los estrados de la Comunión Anglicana de Canterbury ni participar del Sínodo anual de la Iglesia mundial de Gran Bretaña.

Sigueme

Buscar este blog

Etiquetas

Informacion de Interes


Google Castellano:


Red Mundial de Escritores:


Google. USA: